Nuevo

L'eau Dissey Eau De Toilette 100ml Issey Miyake

87990 pesos

en 6x 14665 pesos sin interés

Envío gratis a todo el país

Conoce los tiempos y las formas de envío.

¡Última disponible!

Garantía

Garantía de la tienda

Sin garantía

Medios de pago

Tarjetas de crédito

¡Paga en hasta 6 cuotas!

Mastercard
Visa
American Express
Diners

Tarjetas de débito

Redcompra
Mastercard Débito
Visa Débito
Redcompra Webpay

Características del producto

Tipo: Eau de toilette

Tipo de aroma: Floral-Acuático

Volumen de la unidad: 100 mL

País de origen: Francia

Características generales

MarcaIssey Miyake
LíneaL'eau d'Issey
NombreL'eau d'Issey
VersiónL'Eau
GéneroMujer
TipoEau de toilette
Volumen de la unidad100 mL

Aroma del perfume

Tipo de aromaFloral-Acuático
Notas de salidaRosa,Loto
Notas de corazónAcorde de lirio,Flores frescas
Notas de fondoMaderas preciosas

Especificaciones

País de origenFrancia
Año de lanzamiento1992

Otros

Unidades por envase1

Descripción

L'eau D'issey
Issey Miyake
100ml

Ciclamen, flor de loto, agua de rosas y fresia son las primeras notas elegidas para un derroche de frescura floral y acuosa al que se suma la presencia jugosa y ozónica del melón.

A las flores les siguen más flores: lirio de los valles, peonía de agua, clavel y azucena combinan en el corazón con una presencia de tuberosa.

La salida transmite una sensación de transparencia y de pura frescura hasta que el conjunto se va haciendo más radiante gracias al corazón poblado de flores blancas luminosas con subtonos acuáticos.

La última palabra la tienen el ámbar, los almizcles y las maderas exóticas, con destaque para el cedro y el sándalo, que asientan la mezcla y aumentan la durabilidad en la piel sin resultar pesados.

L’Eau d’Issey para mujer tiene sin duda un resultado primaveral, crujiente, franco, aireado, limpio y fresco. Pero no te imagines un aroma flojo o evanescente. La fragancia tiene fuerza y solidez.

Para transmitir un concepto casi poético de sencillez, claridad y pureza, el perfumista recurre a una estructura muy compleja y a una combinación arriesgada de materias primas.
El resultado final se siente más acuoso que propiamente acuático. Tampoco hay rasgos marinos o oceánicos. Su referencia es el agua dulce de los manantiales, no el agua salada.